viernes, 14 de mayo de 2010

La reducción del gasto farmacéutico

Jesús Acebillo, presidente de Farmaindustria y de Novartis en España, ha anunciado que las medidas anunciadas ayer por Zapatero supondrán la eliminación de 5.000 empleos directos y 15.000 indirectos en España.

El Gobierno planteó ayer un recorte adicional de 1.300 millones de euros, al que ya entró en vigor el mes pasado tras un Real Decreto elaborado por el Ministerio de Sanidad, y que plantea un ahorro en el gasto sanitario público de 1.500 millones de euros.


El máximo responsable de la patronal farmacéutica ha asegurado que dos tercios de los pequeños laboratorios españoles cerrarán el ejercicio con pérdidas,a consecuencia de la nueva propuesta, que prevé reducir el precio de los fármacos protegidos con patente, que hasta ahora habían quedado al margen del Real Decreto de Sanidad, que se centraba más en la industria de genéricos. De concretarse el último anuncio, Farmaindustria prevé el cese de actividad de un tercio de los laboratorios españoles más pequeños, que son los que tienen más dificultades para afrontar el impacto que la medida tendrá en su cuenta de resultados.




Sin embargo, las multinacionales tampoco se quedán atrás. Algunos grupos, según ha confirmado Acebillo, ya han mostrado su intención de cerrar centros productivos en España y llevarlos a otros países. La I+D también sufrirá un retroceso, ya que se prevé una caída de 300 millones anuales. Actualmente, el sector farmacéutico es el que más invierte en investigación en el país, concentrando alrededor del 20% del presupuesto total destinado a I+D por el tejido productivo nacional.

Esta decisión "es inasumible y discriminatoria", ha subrayado Acebillo. "No hace hincapié en el control de la demanda, verdadero problema del sistema sanitario", ha añadido.El presidente de Farmaindustria explicó hoy que "es difícil cuantificar en estos momentos el alcance de estos efectos y la quiebra de la confianza empresarial, pero el resultado para nuestra economía será, sin ninguna duda, mucho mayor que el ahorro en el corto plazo y, lo que es peor, tendrá un carácter irreversible que echará por tierra el esfuerzo realizado durante muchos años por las administraciones y las empresas".

En opinión de Acebillo, "existen otras formas de generar ahorros en el sistema sanitario sin destruir la posibilidad de desarrollo de un sector". Como medidas alternativas, se recifirió a fomentar el copago de medicamentos en la sanidad española.

Aunque la ministra de Sanidad, Trinidad Jiménez, se comprometió esta mañana a que éste será el último recorte de precios propuesto por el Gobierno, el presidente de Farmaindustria aseguró que "es difícil valorar si ésta va a ser la última vez", sobre todo, teniendo en cuenta que ésta es la segunda vez, en dos meses, que se rebajan los precios de los medicamentos, cuando, según Acebillo, el precio de los fármacos en España es un 23% inferior al de la media europea, lo que, además, fomenta las exportaciones paralelas".

En cuanto a la propuesta de Zapatero de vender medicamentos monodosis, el presidente de la patronal del sector aseguró que "nunca nos hemos opuesto a medidas de racionalización".


Sanidad sacará 250 millones más con la venta en monodosis de medicamentos, como ya hace el Reino Unido. Los médicos recetarán el número de pastillas necesarias por tratamiento y los farmacéuticos venderán sólo las dosis necesarias. Ya no sobrarán pastillas en las cajas. Las medidas de ahorro en Sanidad entrarán en vigor en agosto.


Conclusión:

Esto obligará a la farmacia, cada vez más, a reducir su stock en alta rotación y a no hacer compras grandes, en muchos casos puede ser beneficioso siempre que se gestione correctamente, esto está implantado en Francia y Alemania de una forma normal.
En todo caso, siempre habrá una reducción de la facturación y se deberá de invertir más esfuerzos en servicios y venta libre.